Con tu suscripción recibes un correo diario sobre dirección de empresas y negocios.

No sé si te gustarán o te divertirás con ellos, lo que es seguro es que en todos intentaré vender algo. 

Como cumplimos con la ley, tus datos estarán a salvo. Ni falta hace que te lo diga, pero lo digo.

¿Cuánta vida puede llevarse tu empresa?

Depende.

Depende de cómo haces tú las cosas. 

Hay quienes dirigen varias empresas sin sacrificar un solo instante de su vida personal.

¿No sabes de quién te hablo?

Dueños de empresa que aumentan la clientela sin que eso les obligue a volver tarde a casa.

Los que tienen el tiempo y la paz mental para mejorar procesos y resultados de su negocio.

Los que han quitado de la cultura de su empresa la palabra sacrificio y la han cambiado por beneficio.

Esos directores de empresa que parecen vivir en una realidad paralela…

¿Cómo lo hacen?

Verás.

Una empresa es como una orquesta sonando.

Y el dueño de la empresa obviamente, es el director.

-Sí, estoy hablando de ti.-

Por motivos que ahora no voy a explicar, muchos directores de empresa corren como locos intentando tocar un poco del timbal, otro poco del piano, el violín…

Y qué quieres que te diga.

En esa orquesta no hay dirección. Ni la música suena todo lo bien que podría, ni el director puede pensar en la gira de la próxima temporada.

Está condenada a estancar su crecimiento por una sencilla razón:

A la mayoría de las personas nos gusta hacer lo que se nos da bien.

Lo que nos gusta menos es ocuparnos

de las cosas que nos cuesta controlar.

Y los empresarios no somos la excepción.

 

Por eso en asesores inquietos nos dedicamos a desatascar empresas.

 

Acompañamos a sus dueños para que dejen de agotar sus energías corriendo como locos y consigan quedarse de pie en su sitio, batuta en mano, para dirigir su negocio y hacerlo crecer pero sin sacrificar su vida personal.

 

Las empresas tienen diferentes áreas que necesitan habilidades y conocimientos específicos.

 

  • Conseguir buenos clientes en vez de esperar a que lleguen solos.
  • Llevar el control de cuentas (y no decidir en base al saldo del banco).
  • Y dirigir equipos.

Las personas somos la variable más impredecible de una empresa, eso hace que sea tan complicada la dirección de equipos.

ebook

Por eso tienes aquí un regalo de gran utilidad

Se trata de un ejercicio que te ahorra tiempo, enfados y malos entendidos cuando tratas con tus empleados.

Y lo mejor es que lo puedes utilizar hoy mismo.

Es un breve ebook que se lee del tirón.

¿Qué encontrarás en el ebook? 

  • La pregunta que nunca debes hacer si quieres que un empleado tardón comience a llegar puntual, como todo el mundo. Una pregunta que parece inocente pero que nos lleva hacia discusiones inútiles e improductivas.
  • Cuál es la línea que te sirve para detectar a las personas eficaces y cómo puedes usarla usarla para que trabajar con tu equipo sea cada vez más sencillo (útil para contratar personal).
  • Con la historia de Carlos, el día que recibió una carta de la dirección de tráfico, aprenderás a detectar la forma de pensar que lleva a ciertas personas de cabeza al estrés y al fracaso profesional. También te cuento cómo se sale de esa lógica mental.
  • La simple y corrosiva razón por la que muchos jefes perpetúan los errores de su equipo sin ni siquiera darse cuenta. Vale para errores de puntualidad, bajo rendimiento, falta de orden y planificación, el que sea.
  • Cómo las palabras que elegimos para plantear un conflicto cambian el curso de la resolución del problema sin importar si se trata de una diferencia entre uno de los empleados y tú, o un conflicto entre ellos. Solo saber qué palabras elegir facilita la comprensión y colaboración de los implicados, ahorrándote tiempo, dinero y disgustos a partes iguales. Y no estoy hablando de ser “blando” o “duro” con tu equipo, se trata de aplicar un poco de persuasión.
  • La pregunta que debes hacerte cada vez que aparezca un problema en la empresa. Es una pregunta muy simple. Una pregunta que cuando la descubras quizá no dejes de aplicarla cada vez que algo falle. Incluso antes de que algo pueda fallar. La pondrás en práctica en dos minutos y mejorarás el control de tu empresa. Si implementas lo que te voy a contar, claro.

¿Cómo puedes conseguir el ebook? 

 

Deja tu correo aquí abajo:

Con tu suscripción recibes un correo diario sobre dirección de empresas y negocios.

No sé si te gustarán o te divertirás con ellos, lo seguro es que en todos intentaré ofrecer algo que quizás te interese 

Como cumplimos con la ley, tus datos estarán a salvo. Ni falta hace que te lo diga, pero lo digo.

Con tu suscripción recibes un correo diario sobre dirección de empresas y negocios.

No sé si te gustarán o te divertirás con ellos, lo que es seguro es que en todos intentaré vender algo. 

Como cumplimos con la ley, tus datos estarán a salvo. Ni falta hace que te lo diga, pero lo digo.

Otra de las áreas que trae de cabeza a más de un dueño de negocios son las VENTAS

Por eso con tu suscripción, además del ebook, recibirás un audio.

Ese audio hará que en tu próxima

conversación de ventas puedas

inclinar la balanza a tu favor.

Te explico.

Es un audio de 6:27’ en el que te doy 2 herramientas que podrás aprovechar cuando preparas la información para tu entrevista.
Y luego, cuatro minutos antes de atravesar la puerta y entrar a esa reunión.

 En el escucharás:

  • La pregunta que les hago a mis clientes acerca de su competencia y que contestan mal el 98 % de ellos, aunque sean profesionales con experiencia y lleven una gran empresa (0:58’).
  • Una lección que escuché de Didac Lee con la que sorprendió al público acerca de conocer a la competencia. ¿No sabes quién es Didac Lee? Pues si escuchas el audio, sabrás de qué equipo de fútbol es directivo y cómo detectó a su rival en el lugar menos obvio (2:05’).
  • En el minuto 4:04’ conocerás los 2 ingredientes más rentables en toda venta, por más compleja y peliaguda que sea, y que después de escuchar este audio comenzarás a utilizar en todas tus entrevistas.

Para suscribirte, deja tu email aquí abajo y dale al botón naranja:

 

Con tu suscripción recibes un correo diario sobre dirección de empresas y negocios.

No sé si te gustarán o te divertirás con ellos, lo que es seguro es que en todos intentaré vender algo. 

Como cumplimos con la ley, tus datos estarán a salvo. Ni falta hace que te lo diga, pero lo digo.

Te cuento que además de los dos regalos (el ebook y el audio) con tu suscripción recibes un correo diario.

 

En esos correos hablo a mis clientes y no clientes sobre las diferentes áreas de la empresa.

 

Dicen que están muy bien. Aunque también es verdad que a veces digo en ellos cosas que no son ni bonitas ni cómodas, porque no me pagan para endulzar orejas, sino por hacer avanzar negocios. 

 

Y eso no siempre es cómodo.

 

Así que si te suscribes, cosa que es rápida y gratuita, los puedes leer. 

 

Luego valoras si te resultan de utilidad.

 

Y si ves que no son para ti, te das de baja.

Con tu suscripción recibes un correo diario sobre dirección de empresas y negocios.

No sé si te gustarán o te divertirás con ellos, lo que es seguro es que en todos intentaré vender algo. 

Como cumplimos con la ley, tus datos estarán a salvo. Ni falta hace que te lo diga, pero lo digo.